Estimado amigo,

me alegro tener noticias tuyas. Como bien sabes, afrontando con ilusión y mucho trabajo esta ‘nueva vida’ (porque la vida me ha cambiado considerablemente, jeje).

Respecto a la cuestión que me trasladas, lo primero, pedirte disculpas por contestarte tan tarde, pero el verano de por medio y con las vacaciones del personal técnico, no tenía respuesta para darte. La verdad que fácil solución no tiene, pero están mirando la posibilidad de que el foco no apunte directamente hacia la fachada del edificio, sino redireccionarlo hacia abajo. Como te digo, no hay una solución fácil a priori, pero tienes razón que es molesto, sobre todo en verano que acostumbramos a dormir con las ventanas abiertas.

Cualquier avance técnico te mantendré informado.

Quedo a tu disposición para cualquier tema que necesites y desearte suerte en todo.

Eskertzen dizut zure hitzak, besarkada handi bat jaso,  recibe un afectuoso abrazo.

Jon Gondán Cabrera, Alkatea/Alcalde.